Azure Plan hace más transparente la facturación de servicios a los clientes de Microsoft

En octubre de 2019, Microsoft hizo un cambio estratégico en su forma de comercializar servicios de Azure a través de su programa Cloud Solutions Provider (CSP). En concreto, el fabricante, a través de una iniciativa denominada Azure Plan, unificaba a través de una plataforma la adquisición de servicios de Azure, independientemente de si los clientes compraban a través de un partner, un account manager de Microsoft o directamente.

Como consecuencia, desde febrero del año pasado, los nuevos clientes y los clientes que hayan adquirido nuevas suscripciones a servicios a través CSP han tenido que firmar un nuevo contrato con Microsoft, en lugar del contrato de nube anterior. El nuevo Azure Plan se lanzó para operar temporalmente en paralelo con la oferta existente de pago por uso de CSP, lo que permite a los clientes existentes ganar tiempo antes de hacer la transición al nuevo modelo. “Microsoft intenta simplificar los escenarios de compra”, explica Alberto Fernández, BDM de soluciones cloud de Microsoft en Tech Data.

¿Qué ventajas aporta el Plan Azure?

Esta iniciativa básicamente proporciona un ciclo de facturación claro del primer al último día del mes. El anterior modelo de facturación estaba más alineado con el ciclo de facturación del partner. El ciclo de facturación de cada socio de la compañía puede variar y puede causar confusión si se transfiere de una compañía a otra. Con el nuevo Azure Plan, el cliente puede cambiar de proveedor y la facturación de los servicios se seguirá haciendo igual. El objetivo, pues, es reducir confusión y eliminar preocupaciones para las compañías, que no tendrán que preocuparse por quién es el intermediario y cómo le factura el servicio. “El cliente final va a poder elegir de forma más transparente con qué partners trabajar. Además, esto ayudará a los partners que realmente tienen una propuesta de valor en ámbito como la seguridad, el big data o el data analytics”, apunta Alberto Fernández, de Tech Data.  

“Con Azure Plan el cliente final va a poder elegir de forma más transparente con qué partners trabajar. Además, esto ayudará a los partners que realmente tienen una propuesta de valor", apunta Alberto Fernández, de Tech Data.

Acceso a Azure Cost Management

Además, el Plan Azure da acceso al partner y a su cliente a Azure Cost Management, una adaptación de la herramienta proporcionada anteriormente por Microsoft a través de Cloudyn. De esta manera, las compañías podrán hacer un mejor seguimiento y control de los costes reales de la nube, con lo que evitarán gastos excesivos y servicios infrautilizados, al tiempo que aumentarán su capacidad para prever la evolución futura de la factura de Azure.
 
Por ejemplo, un cliente que adquiere instancias de Azure para sus máquinas virtuales, pero no está satisfecho con los ahorros que esperaba, puede, con Azure Cost Management, identificar la cantidad de almacenamiento que realmente necesita y hacer posible ese recorte del presupuesto. Y eso lo puede hacer con ayuda del partner. En este caso, se trata de dimensionar bien cada máquina virtual, o identificar cuándo funciona o cuándo no, para eliminarla si es necesario. El objetivo siempre es que el cliente pague por lo que utiliza, y no por nada más.
 

"Antes, ni partners ni clientes podían acceder a Azure Cost Management. Y ahora sí pueden ver claramente lo que consumen sus recursos. Además, pueden crear alertas de budgets. Asimismo, disponen del servicio Azure Advisor, que hace recomendaciones para reducir costes dentro de las propias suscripciones, sin tener por ello que sacrificar funcionalidades”, añade Alberto Fernández.  

 

 

¿Necesitas un experto en Cloud?